Viernes, 06 Noviembre 2020 02:27

El consumo de carne bovina cayó por tercer año consecutivo pero Argentina volvió al top 5 de exportadores

En lo que va del 2020, un 73% de la producción argentina de carne vacuna fue al mercado interno, y el consumo per cápita rondó los 50 kilogramos. “Este es el tercer año consecutivo que ese número viene bajando, y esto se debe, en parte, a una pérdida del poder adquisitivo de la población, que hace que prefiera consumir otras carnes como cerdo o pollo”, explica Natalia Ariño, economista de la Fundación Agropecuaria para el Desarrollo de Argentina (FADA), y remarca que de todos modos la Argentina se encuentra aun entre los países con mayor consumo de carne por persona del mundo, donde la carne vacuna se complementa con cerdo y pollo.

“Si nos vamos al mercado externo, vemos que Argentina se ubica dentro de los cinco principales proveedores de carne vacuna mundiales, superado solo por Brasil, India, Australia y Estados Unidos”, afirma la especialista en un nuevo informe de precios publicado por FADA. Se trata de una buena noticia teniendo en cuenta que hace pocos años el país se había caído del top ten de proveedores mundiales.

El informe de FADA incluye un interesante análisis sobre la composición de los precios de la carne en el mercado interno, según el cual en lo que va del año la carne tuvo un precio promedio de $372 por kilogramo, de los cuales la cría representa el 29% ($108,08), el feedlot el 23% ($83,91), el frigorífico el 5% ($18,09), la carnicería el 14% ($53,26) y los impuestos el 29% ($108,55).

El precio de la carne, paso a paso

Según FADA, se pagó por el ternero un precio promedio de $141,33 el kg. de animal vivo, equivalente a $148,50 el kg. de carne al mostrador. En la siguiente etapa, el precio promedio de venta del novillo al frigorífico fue de $109,50 por kilo de animal en pie.

Luego, el frigorífico vendió el kilo de carne al gancho a $202,72, un 13% superior respecto marzo 2020. Finalmente, la carnicería, tuvo un precio de $336,55 el kg para agosto, mientras que en marzo fue de $293,72. El IVA representa el 10,5%, por lo que el consumidor final pagó en promedio $372 el kilo de carne.

Clarín