Martes, 02 Marzo 2021 02:27

Tamberos piden que las usinas cumplan con los aumentos de precios pactados para febrero y marzo

Por la mañana productores tamberos de la cuenca oeste de Buenos Aires realizaron una asamblea en la Rural de Trenque Lauquen para alertar por el mal momento que transitan desde agosto del año pasado por la pérdida de rentabilidad. En este sentido, pidieron que las usinas cumplan con las actualizaciones de precio pactadas para febrero y marzo. "Es una práctica que se venía dando, que cada aumento mensual rondaba entre 4 a 6 %, pero lamentablemente, en febrero no se cumplió", dijo a Clarín Rural Ignacio Kovarsky, vicepresidente de la Sociedad Rural de Trenque Lauquen y prosecretario de Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap). "No hay un mercado transparente para negociar la leche, como sucede con los granos y novillos. En la lechería, las empresas te llaman a fin de mes y te avisan cuánto te van a pagar por la leche cruda ya entregada", explicó.

Asimismo, los productores pidieron que el Estado revise la carga impositiva. "Los lácteos tienen 40% de impuestos. El mayor costo de los productos del en góndola es el Estado", dijo Kovarsky.

También, durante la asamblea reclamaron sobre el aumento de las retenciones que sufrieron los lácteos recientemente, pasando ed 4,5% a 9%. "Recaudan 80 millones de dólares,es ínfimo el monto es ínfimo con lo que gasta el gobierno", reclamó.

Entre otros cuestiones, sumaron el pedido de la actualización de los mínimos para el pago de ingresos brutos provincial, la quita de ridículos requisitos para acceso a líneas crediticias y líneas de inversión especiales para sector lechero.

Habrá también asambleas de tamberos en las localidades bonaerenses de Navarro, y Lobos y esperan que los productores de otras provincias se sumen a dar su voz, anunciando que si en marzo no cambia la situación, harán una movilización masiva en forma de protesta, "Se están quedando tambos en el camino", reclamó el dirigente agropecuario.

La semana pasada Ercole Felippa, presidente de del Centro de la Industria Lechera Argentina (CIL), le había dicho a Clarín Rural que "entendemos la necesidad del Gobierno de cuidar los precios en un momento de extrema necesidad y en el que hay una caída importante del poder adquisitivo, pero hay que encontrar alternativas para que el mercado esté bien abastecido sin que se fundan las empresas”

En el caso de los lácteos que forman parte de los programas del gobierno, Felippa había precisado que los incrementos autorizados oscilaron entre un 6% y un 8%, contra un fuerte aumento de los costos, especialmente por el incremento de la mano de obra (42%) y el insumo base: la leche cruda (30%).

Este escenario también influye en el precio que les pagan las lácteas a los tamberos. En enero, el valor promedio aumentó un 6% en enero y trepó a $ 22,74, según el promedio que elabora el Sistema Integrado de Gestión de la Lechería Argentina (Siglea).

Clarín – Esteban Fuentes