Miércoles, 17 Marzo 2021 02:26

La acción argentina que sorprendió en Nueva York con un 66% de suba: el motivo

Las acciones del grupo argentino Bioceres, dedicado a la provisión de soluciones para la agricultura, llegaron a marcar un 66% de suba ayer en las primeras horas de cotizaciones en la Bolsa de Nueva York (cerró con una mejora del 11,33%, a US$11,10 por acción). El motivo: la firma adquirió un 6% de Moolec, una empresa de Ag-Foodtech del Reino Unido que usa tecnologías vegetales y celulares para hacer comida sin animales. Bioceres cedió un 6% de activos y patentes que no considera principales y se metió así en el negocio de los alimentos alternativos, de amplia proyección de crecimiento.

Bioceres, con un market capital de US$163 millones, ha desarrollado la soja transgénica tolerante a sequía, un desarrollo único en el mundo que espera su aprobación por parte de China para que se pueda comercializar. Además, la compañía tiene el trigo tolerante a sequía. En el país fue aprobado de manera condicional a la espera de que Brasil, el mayor comprador del cereal de la Argentina, lo autorice en su mercado.

La fuerte suba de la acción de la firma argentina revela el apetito que hay en los mercados internacionales por empresas que brindan este tipo de alternativas en materia de productos de alimentación. No trascendió el monto que pagó Bioceres.

Según informó el grupo argentino en su página de Internet, “ha firmado acuerdos definitivos para la adquisición de un 6% de participación en la propiedad de Moolec Science Ltd. (” Moolec”), una empresa de agricultura molecular que busca un concepto híbrido entre tecnologías basadas en plantas y células para la producción de soluciones alimentarias sin animales”.

Número clave

El interés de Bioceres por esta compañía se entiende al considerar un dato clave. La valuación del mercado global de proteínas alternativas, como en las que trabaja Moolec, se ubicó en torno de los US$14.950 millones en 2019, se consigna en el reporte. La proyección es que habrá un mayor crecimiento hasta 2025.

“El incremento de la demanda de productos alimenticios de origen vegetal está impulsando el crecimiento de la industria debido a la creciente concientización sobre la salud, el medio ambiente, principalmente las emisiones de GEI, y el bienestar animal entre los consumidores”, dice el texto donde se dio a conocer la información.

Entre otros desarrollos, se detalla que Moolec “ha desarrollado y desregulado completamente la primera proteína bovina del mundo derivada del grano de cártamo modificado, una tecnología patentada que lleva el nombre de SPC”.

“A través de una subsidiaria, Moolec explota una instalación industrial dedicada a la producción de concentrados y aceites proteicos”, agrega la firma. Según se precisó, con el uso de las plantas como “biorreactores”, esta firma busca desarrollar otras proteínas animales y aceites mejorados a partir de cultivos como soja, trigo, entre otros, que “pueden formularse en sustitutos híbridos sostenibles de la carne, los productos lácteos y los huevos”.

“A través de la ingeniería genética, la compañía tiene como objetivo producir soluciones sin animales a un costo mucho menor que el ofrecido por las tecnologías existentes, utilizando la escalabilidad de los sistemas de producción basados en plantas para aprovechar la funcionalidad lograda a través de la agricultura celular”, remarcó.

La firma posee operaciones en Estados Unidos, Europa y América del Sur. “Estamos muy contentos de asociarnos con Moolec, una empresa que conocemos desde sus inicios y con la que compartimos un origen común. Esta transacción permite a Bioceres ganar exposición a una industria de rápido crecimiento que está alineada con nuestro propósito de ayudar a los sistemas alimentarios en la transición hacia la neutralidad de carbono”, dijo Federico Trucco, CEO de Bioceres.

Según información de la compañía, los ingresos comparables totales de los últimos doce meses aumentaron 8%, a US$167,8 millones, en comparación con los US$155,5 millones en el mismo período del año anterior.

La Nación – Fernando Bertello