Miércoles, 07 Abril 2021 02:27

La Ley Ovina venció ayer y los productores piden una prórroga y actualización del régimen

Anteayer venció finalmente la Ley N° 25.422 para la Recuperación de la Ganadería Ovina, un régimen de promoción que había sido redactado originalmente en 2001 y prorrogado el 5 de abril de 2011 por el término de diez años. La década pasó y en el Congreso no hubo tiempo para debatir si era necesaria una prórroga. ¿Qué establecía la Ley? Principalmente, se integraba un fondo para la Recuperación de la Actividad Ovina (FRAO) destinado a financiar proyectos productivos, programas de promoción del consumo de carne ovina, programas sanitarios, obras de infraestructura para el sector, acopio de lanas, capacitaciones y congresos, entre otras cosas. Originalmente, ese fondo era de 20 millones de pesos que equivalían a 20 millones de dólares, en 2011 fue elevado a 80 millones de pesos y ahora desde el sector se venía pidiendo elevarlo a 160 millones de pesos.

La ley tiene como objetivo lograr el crecimiento sustentable de la producción en todos los estratos socioeconómicos, escalas, y zonas agroecológicas, mediante la modernización, innovación y actualización de sus sistemas productivos.

"En todo este tiempo hubo una revisión del contenido de la normativa y se propuso mantener el espíritu de la misma. Además, se busca incluir los adelantos tecnológicos y las demandas sociales, comerciales y ambientales de esta etapa que se inicia, teniendo en cuenta los aciertos, problemas y errores que entendemos fueron aconteciendo en los años de vigencia", afirmaron desde la Mesa Ovina, espacio que presentó el año pasado una propuesta de prórroga.

La propuesta presentada proyecta alcanzar en la próxima década un stock de 18 millones de cabezas, recuperar al menos el 60% de los establecimientos vacíos o abandonados, formalizar la producción de carne en el mercado interno, duplicar las exportaciones en volumen y valor, y aumentar en un 50 por ciento el número de empleos directos, temporarios y de servicios en las cadenas.

La actividad ovina nacional, según detallaron, abarca aproximadamente a 140.000 productores en sus distintas escalas y modalidades e incluye 14,8 millones de cabezas ovinas, con un valor en la tranquera de 250 millones de dólares y otro tanto en la cadena de valor agregado.

Clarín – Lucas Villamil